Asistencia al duelo

Asistencia, orientación y
acompañamiento continuo

45

años de experiencia asistiendo duelos
Respeto a todos los credos y fe
Servicios asequibles y dignos

24 Horas / 7 días de la semana

(+571) 3202131 - (+57) 3108167656

Cuando enfrentamos la pérdida de un familiar o ser querido sentimos angustia, dolor y tristeza, más aun cuando sucede en un momento inesperado, de forma violenta o accidental, o en un lugar lejano. Muchas veces sin comprender lo sucedido, sin explicaciones, con dudas y confundidos, en el fondo sabemos que desafortunadamente no hay marcha atrás, a veces sin querer aceptar la realidad siempre tenemos una esperanza, fe en que algo puede cambiar. La pérdida de un ser querido nos provoca diferentes reacciones que dependen básicamente del tipo de relación que teníamos, del tiempo que compartimos, del nivel de dependencia, de nuestros hábitos y creencias, y del entorno socio-económico en el que crecimos. Aunque en ocasiones estamos preparados, nunca podremos ignorar el sentimiento de soledad, impotencia y desolación. Es en este momento tan temido, en el que además de no estar preparados psicológicamente, en la mayoría de casos, tampoco lo estamos en términos de previsión.

El plan de previsión exequial es visto como un gasto no prioritario, por otro lado, los bajos ingresos de algunas familias o sus múltiples compromisos económicos alejan aún más la posibilidad de adquirirlo. Las personas no se quieren sentir comprometidas a pagar cuotas de algo que “no tiene un consumo inmediato”. Otra proporción de personas sencillamente prefieren ignorarlo, y al final, todos “huimos” de cierta forma a una realidad inevitable. Pagamos cuotas de paquetes turísticos, adquirimos créditos para autos, vivienda y estudios, entonces ¿por qué no adquirir un plan exequial para evitar asumir con una carga económica en un momento difícil que llegará en cualquier instante y sin excepciones?. Los planes de previsión exequial buscan precisamente mitigar el dolor en estas situaciones.

A pesar de los asuntos económicos y familiares que deben ser atendidos cuando perdemos a un ser querido, no podemos ignorar ni olvidar nuestros sentimientos. La sensibilidad es una cualidad esencial de cualquier ser vivo sobre la tierra, por tanto nuestra tristeza, dolor, soledad, miedo y angustia son expresiones naturales que nos hacen susceptibles ante cualquier situación o cambio en nuestras vidas, son expresiones que no debemos esconder, porque son parte de un proceso natural.


Gracias por visitar nuestra página.

Comparte este artículo

  • Algunos de los que han puesto su Confianza en nuestro servicio

    • Ejército Nacional de Colombia

    • Fuerza Aérea Colombiana

    • Mapfre Seguros

    • Ministerio de Defensa Nacional

    • Policía Nacional

    • Liberty Seguros

    • Caja de Retiro de las Fuerzas Militares

    • Armada Nacional

    Somos miembros de: